LECTURA CREYENTE

LÉCTURA CREYENTE

El proyecto de Lectura Creyente de la Biblia tiene como objetivo promover la lectura comunitaria de la Palabra de Dios (es una lectura que se hace dentro de un pequeño grupo) en clave de oración (se realiza con la metodología de la lectio divina) y orientada a la conversión. (Proyecto de Lectura creyente, Diócesis de Cuenca, p. 3)

  •  Lectura continuada, que nos ayuda a no perder el hilo del relato. Se trata de la lectura de un libro guiada por unas preguntas sencillas que invitan a leer el texto con atención.

  •  Lectio divina, que nos permite dedicar la mayor parte del tiempo de cada encuentro a leer, meditar y orar juntos un pasaje concreto de la sección que hemos trabajado en la lectura continuada. (Proyecto de Lectura Creyente, Diócesis de Albacete)

SABER, Lo que dicen los Evangelios

COMPRENDER,  lo que dicen los evangelios

APLICAR,  todo  eso a la situación concreta en que vive cada persona, en  su familia en su barrio…

Sacar. de  todo eso,  las consecuencias para vivir  y comportarse de acuerdo con lo que nos enseño  Jesús

En nuestra parroquia hay tres grupos , dos  los miércoles a las siete de la tarde  y otro, los viernes a la misma hora ,  y son cada quince días

En estos momentos estamos trabajando y aportando nuestro granito de arena en el Plan Diocesano de Evangelización.

la Iglesia, consciente de la continuidad de su propio camino bajo la guía del Espíritu Santo, se ha sentido llamada a profundizar nuevamente sobre el tema de la Palabra divina, ya sea para verificar la puesta en práctica de las indicaciones conciliares, como para hacer frente a los nuevos desafíos que la actualidad plantea a los creyentes en Cristo. (Verbum Domini, 3)

Con esta Exhortación apostólica postsinodal, deseo que los resultados del Sínodo influyan eficazmente en la vida de la Iglesia, en la relación personal con las Sagradas Escrituras, en su interpretación en la liturgia y en la catequesis, así como en la investigación científica, para que la Biblia no quede como una Palabra del pasado, sino como algo vivo y actual. (Verbum Domini, 5)